jueves, 19 de junio de 2008

Avanzando juntos por la Europa que queremos

El “no” de Irlanda al Tratado de Lisboa es una mala noticia para los que creemos en la construcción europea. Debemos respetar esta decisión pero también la de la mayoría de los europeos que seguimos confiando en la necesidad de continuar con el trabajo que varias generaciones han empleado en conformar un marco común de relaciones que benefician a la inmensa mayoría de esta Europa de los ciudadanos.

Si la UE deja de mirarse el ombligo y hace política con éxito, los ciudadanos perciben entonces el sentido de su existencia y la necesidad de profundizar en las grandes tareas que tenemos por delante: garantizar la Europa social; trabajar juntos en el ámbito de la energía (haciendo frente a los retos actuales y potenciando la diversificación energética); tomarnos en serio el cambio climático; mantener el pulso en la lucha contra la pobreza y el hambre en el mundo y seguir siendo el referente mundial en la defensa de los derechos humanos y garantes de la paz y la seguridad.

Cuando los ciudadanos vean a sus representantes hablando, debatiendo, acordando sobre asuntos que le son más cercanos como afrontar el precio del petróleo, de los alimentos, la manera de unir fuerzas para garantizar su seguridad frente al terrorismo, etc., sentirán más próxima la UE y se implicarán más en la defensa de una mayor integración.

Es cierto que hay que pactar las reglas de estas relaciones -eso es en esencia el Tratado de Lisboa- pero su debate no debe ocupar todo el trabajo ni debe ser lo único que perciban los ciudadanos. Habrá que buscar las fórmulas para llegar a acuerdos. Unas veces estaremos más a favor que otras en las decisiones finales. Pero sobre lo que no tengo ninguna duda es que avanzar juntos es lo mejor para todos.

10 Comments:

At 19 junio, 2008 10:57, Blogger Curro said...

Seguro que también influye que el Parlamento europeo esté plagado de viejas glorias políticas, desechos de las políticas nacionales, personalidades quemadas ante la opinión pública, personas caídas en desgracia ante cambios de líder y/o posiciones ante determinadas problemáticas de los partidos a los que pertenecen, y acabe por tanto sirviendo de pre-jubilación (o destino donde no moleste) de antiguos altos cargos de los partidos que no saben dónde colocar; cuando no de expertos legisladores, conocedores de las más complejas teorías, pero que no están en contacto con la ciudadanía y sus problemas, ni saben transmitir con un lenguaje claro y comprensible sus intenciones (en el caso de que así lo quisieran).

 
At 19 junio, 2008 12:40, Blogger MAX said...

Desde siempre la vocación del Socialismo, ha sido la Internacionalización (y a ella le cantábamos en los Congresos de JSE hace al menos unos años, a la finalización de éstos). La única forma de superar los “localismos”, es llegar a conocer la cultura, idioma, y costumbres de nuestros vecinos. A ello han contribuido los diferentes programas europeos de intercambio de estudiantes. (Erasmus, Sócrates, …).
Se me ocurre que tal vez existe en Europa un colectivo cada vez más mayoritario, y a su vez decisivo a la hora de decantar una decisión global hacia un lado u otro. Este colectivo al que me refiero, son los pensionistas, y jubilados. Este colectivo dispone –según los países, y su nivel social- de tiempo, memoria, relaciones, y compromiso con la sociedad.
¿Por qué no se organizan más visitas entre ciudadanos de la Unión Europea, con un contenido cultural, social, e inmersión ciudadana?
Muchos europeos nos visitan, e incluso residen entre nosotros, pero difícilmente interaccionan con la sociedad autóctona.
Debemos encontrar las herramientas que nos permitan atravesar la piel, y calar en la sensibilidad de los diferentes pueblos que componen nuestra realidad socio-económica y cultural. Europa ya se avergonzó del conflicto en la extinta Yugoslavia. Creíamos que eso nunca iba a pasar en el viejo continente.
Recuerdo incluso un comentario que le hice al sociólogo García Calvo, un verano de 1991, en la Jaime Vera, que él calificó de absurdo e improbable [el entorno era una actitud determinada de Alemania, en el contexto europeo] : más o menos, venía a decir –y la juventud es un eximente- que parecía que la solución para el paro y el relanzamiento de la actividad en Europa, era entrar en una guerra, para entre los que caen y lo que se destruye, volver el resto a reconstruir y reactivar las empresas. (más o menos lo que los EE.UU. o la ex-URSS, han estado haciendo desde después de la II Guerra Mundial, mediante los denominados conflictos locales).
No se trata de “llévese un pobre a cenar esta noche de Navidad a su casa”, más propio de los modelos caritativos. Sino de “intercambie miembros de su familia durante unas semanas, con otras de otros países y culturas”, no para hacer turismo, sino simplemente para poder convivir y conocer cómo viven lo cotidiano otros pueblos y ciudadanos.
Sembrar para cosechar en un futuro.

 
At 19 junio, 2008 13:08, Blogger israelgarcia said...

Señor Blanco, creo que usted esta equivocado respecto a lo de que la mayoria de los españoles queremos este Tratado. Si hablamos de Referendums por ahora van 1 en contra y 0 a favor. Ya se lo de la democracia representativa y demas, pero creo que en las ultimas politicas comunitarias (65 horas y directiva inmigrantes) se esta notando que los gobiernos estan bastante lejos de lo que piensan los ciudadanos. Para algo tan importante es necesario un referendum y el unico que ha habido lo ha perdido, asi que creo que comete una falacia diciendo que la mayoria de los europeos estan a favor del tratado, deberia de decir la mayoria de los representantes estan a favor. Sin ir mas lejos, yo vote al PSOE el 9M y no considero que este llevando mi opinion y con la gente que hablo opinan lo mismo.

 
At 19 junio, 2008 13:27, Blogger trobada marroqui said...

Creo que toda Europa es culpable del no irlandés.
Ciudadadanos: por prestar sus oídos a los mensajes pesimistas.
Políticos: por no saber transmitir la necesidad de un nuevo marco europeo.
Las sucesivas presidencias europeas: que no ha agraciado una política común integradora, y desde este punto quiero arrojar un mensaje optimista, si España, prepara un buen plan estratégico para su inmediata presidencia logrará salvaguardar los muebles y llevarnos por fin un distinto panorama europeo

 
At 19 junio, 2008 14:01, Blogger duda y meditación said...

MAL, lo de la retención de 18 meses.

PEOR, lo de la retención de 18 meses, sin derecho a habeas corpus (el habeas corpus sin plazo, es ineficaz, es como si no lo tuvieses).

MALÍSIMO, vamos, GRAVÍSIMO, lo de la jornada de 65 horas.

BIEN. la retención de 18 meses será declara contraria a la carta de los derechos humanos en el tribunal europeo de los derechos humanos de la haya.

MEJOR. Obligarán los jueces a poner un plazo al habeas corpus.

LO MEJOR. en España no entrarán en vigor ninguna de estas medidas. Tenemos la palabra del PSOE.


Gracias.

 
At 19 junio, 2008 18:30, Blogger Iván said...

Es crucial que avancemos juntos. Una Europa Social, y unida, tiene que sobreponerse a los obstaculos que la creación de la propia Europa propone.

Hay que hacer un gran esfuerzo de pedagogía política, como el que supone este blog - en mi humilde opinión -, para explicar cómo una Europa que apuesta por la "diversificación energética", que incluye la Energía Nuclear, está colaborando, sin duda, con la conciencia ecológica.

Si no se hace un gran ejercicio de comunicación, estos conceptos pueden parecer antagónicos aunque no lo son, se basan la gran dualidad (idea-fuerza soalista): Progreso + Respeto

Sólo una Europa unida y sólida, por tomar otro de los conceptos de su post, puede defender los Derechos Humanos desde la paz y enfrentarse a los dictadores (y otras injusticias que en el Mundo son) sin recurrir al uso, inmoderado e ilegal tantas veces, de la fuerza, de la guerra.

Y es necesario hacer un esfuerzo con conciencia de ciudadanos, ceder una parte de nuestra soberania al mejor gobierno conjunto. No se puede negar, ni se niega, el coste monetario de esta supraestructura europea, pero es necesario para apostar por políticas más eficaces (aprovechando las "economías de escala") en la lucha con Urgencias Mundiales, tales como la pobreza.

Europa, o es una Europa comprometida y social, o no es

 
At 19 junio, 2008 19:07, Blogger kyle xy said...

Estoy de acuerdo con usted, y creo que cuantos más seamos, mucho mejor.
Tenemos que intentar ser una europa más abierta, más plural y afrontar los nuevos retos con los máximos apoyos posibles.
Si duda, es una noticia muy negativa.
SALU2

 
At 20 junio, 2008 00:48, Blogger Jonatan Márquez Cervantes said...

Sobretodo en materia de Inmigración, verdad?

Gracias a Obiols y Borrell, los únicos socialistas españoles que no han votado junta a la extrema derecha la directiva de la vergüenza.

 
At 20 junio, 2008 12:24, Blogger Francogordo said...

Si para ser Europa vamos a tener que hacer el indio "currando" como negros y dejándonos engañar como chinos, mejor me hago irlandés.

De las últimas propuestas que emanan de Europa, mejor ni opino, sólo recordar a quien proceda, el contenido de La Carta de los Derechos Humanos, las resoluciones de la Organización Internacional del Trabajo (O.I.T.), respecto al principio de irrenunciabilidad de los derechos laborales por parte de los trabajadores y de momento, nada más, no se me vayan a enfadar los amigos del Berlusconi.

Sin BIENESTAR la Unión Europea no tendrá futuro.

Salud y suerte para todos.

 
At 20 junio, 2008 23:59, Blogger lola said...

Estimado Jose Blanco:

Lo que se percibe de la Comunidad Europea es que va de mal en peor, con Alemania, Francia e Inglaterra que van por libre y que pretenden imponer posiciones liberales a los demás miembros. Solo conciben la Unión en términos económicos en la expansión egoista de sus intereses pero brindandolos suyos por estratégicos. Esto no en lo que soñamos.

 

Publicar un comentario en la entrada

<< Home